martes, 16 de febrero de 2010

Mi Muerte

Siempre desde que en una ocasión lo soñé, pensé que mi muerte seria a balazos, traicionado por uno de los Caporegime de mi organización, aunque aun no tengo mi organización, no dudo que es una de las posibilidades que hay.

Otra de ellas es en un accidente de tránsito, concretamente, en un choque contra algún autobús o patrulla de transito del municipio, que son unas bestias manejando.

También pensé que podría ser jugando fut bol de un paro cardiaco, pero esa posibilidad ya no existe, pues tengo unos siete años que no pateo un balón.

Otra seria, pero es de las que pienso tienen menos posibilidades, es en un accidente aéreo y digo que tiene menos posibilidades, por que ya no pienso volverme a subir a un avión.

Últimamente la que parece ser la más definitiva o mejor dicho, la más probable, es que al salir de la regadera me resbale y me rompa la nuca, todo por que nunca en mi vida mis pies han tocado, ni tocaran jamás, unas chancletas.

Eso es para nacos.

7 comentarios:

  1. También te podría quebrar un blogfan naco despechado.

    ResponderEliminar
  2. Sin contar con que podría ser algun lector/a que se diera por aludido/a

    Ya se! Imaginate donde termines tu existencia bajo la golpiza de algun "menosvalido" -dices tú, ofendido.
    O algun naco amante las chancletas de ahorcapollo.

    Y es que las probabilidades son muchas y las posibilidades infinitas.

    ResponderEliminar
  3. Moraleja: No salgas de tu casa ni te bañes y vivirás por siempre...

    ResponderEliminar
  4. jajjjaja!
    Sender!!
    Y qué hondas con los honguillos típicos del baño?
    jeje!
    Tal vez esa es otra posibilidad de muerte que empieza por los pies, jejjeje!!
    Saluditos!

    ResponderEliminar
  5. siempre se nos pasa por la cabeza la manera en la cual moriremos, sin embargo, uno nunca sabe cómo terminará!

    ResponderEliminar

Yo no soy mamón, pon lo que quieras.