lunes, 18 de abril de 2011

Igualdad


Cada vez más, las autoridades del trabajo se vuelven terriblemente quisquillosas, en lo que se refiere a la igualdad de género, sépase que yo no tengo ninguna dificultad en reconocer que tanto hombres como mujeres tenemos los mismos derechos y por ende también las mismas obligaciones. Pero he aquí el pero. Es decir reclaman espacios de trabajo pero no hacen o no pueden hacer todo igual que nosotros. Un ejemplo.

Hace unos días, llegaron unas cajas de uniformes de los trabajadores de nuestra empresa de clase mundial y por tecnicismos de horarios y debido a la ausencia del encargado del almacén, las cajas quedaron a resguardo en una de las oficinas, para eso al otro día que había que ir a llevarlas al almacén, solo contábamos con dos auxiliares de servicio; Un hombre y una mujer. Pues aquí fue donde el género torció el rabo, la muchacha en cuestión, alego que no podía cargar cajas por que estaban muy pesadas y no hizo nada, y nadie le reclamo.

Todos estamos consientes de que ella tenía razón, era imposible para ella cargar una caja, esto nos llevo a la conclusión de que para el puesto de auxiliares de servicio, no podemos emplear mujeres ya que corremos el riesgo de que en un momento determinado, las señoritas, señoras o seños, según sea el caso, no puedan cumplir con todas la labores que el puesto exige.

Tengo más ejemplos, pero no quiero aburrirlos con algo que se entiende por si solo: iguales, lo que se dice iguales, no somos.

Epilogo

Lo que en realidad ellas llaman igualdad de género, no es más que una argucia para apoderarse del control del planeta y convertirlo en un mundo de ventaneando y señorita Laura.  Pero estamos preparados.

3 comentarios:

  1. jajjajjaja!
    ay Sendercito síguete preparando!!
    jajjaja

    ResponderEliminar
  2. La señorita Laura es un machín operado. Eso todo mundo lo sabe... y lo que se ve, pos no se pregunta.

    ResponderEliminar
  3. Sueño con el día que las putas paguen a sus clientes U____U

    ResponderEliminar

Yo no soy mamón, pon lo que quieras.