lunes, 5 de octubre de 2009

Detalles

Es curioso como Cervantes y Shakespeare son conciderados dos de los escritores mas importantes en español y en ingles respectivemente, curioso es tambien que son de la misma epoca, sobre todo tomando en cuente que el primero escribia novelas de aventuras y el otro comedias teatrales.

Por eso no me animo a ser escritor, no domino ninguno de los dos generos ademas, ellos llevan siglos ahi, no es cuestión de llegar y hacerlos a un lado.

Bueno, por eso y por las faltas de ortografia.

9 comentarios:

  1. Y a poco crees que ellos no tenían faltas de hortografía? Jajajaja... estimado Sender: está comprobado por varios estudiosos, y asentado en tesis doctorales, que Shakespeare era un alburero más pesado que el Zayas, el Chatanuga, el Inclán y el Caballo Rojas juntos.

    Iguanas ranas pasa con Cervantes. Que no se te olvide que era sorcho... con eso te digo todo.

    ResponderEliminar
  2. Hablando de comedia, deverias de escribir tu bibliografía, eso si estaria cagado! (literalmente hablando).

    HECHALE GANAS!

    ResponderEliminar
  3. un detalle curioso es que al parecer la muerte de ambos sucedió exactamente el mismo día, es decir el 23 de abril de 1616

    ResponderEliminar
  4. De hecho, estimado Hox, fueron tres los que murieron en la misma fecha: Shakespeare, Cervantes y Francis Bacon.

    Sólo que anda un detalle dando la vuelta, y es que en Inglaterra y España por ese tiempo, había un desfase de 10 días por la cuestión de los distintos calendarios que regían en cada lugar.

    Así que sólo Shakespeare y Francis Bacon murieron efectivamente el mismo día. Pero Cervantes no... :-S

    ResponderEliminar
  5. Cervantes murio cuando supo que los otros dos se le adelantaron.

    ResponderEliminar
  6. Sender: para lo que me contestaste por correo. Chécate la info, incluso en la mentada wiki lo saben:

    http://es.wikipedia.org/wiki/Miguel_de_Cervantes

    Salus.

    ResponderEliminar
  7. Y se me hace que ambos eran zurdos!!!...

    ResponderEliminar

Yo no soy mamón, pon lo que quieras.